lunes, 21 de abril de 2014

Periodistas huérfanos

Estos días, muchos periodistas curtidos en Jerez nos estamos quedando huérfanos de padres profesionales. Muchos colegas abandonan Onda Jerez RTV después de años dedicados a hacer grande un medio local que en su día fue referencia, y que unos y otros han ido asfixiando, hasta casi provocar su muerte.

Entre las múltiples marchas, para mi son importantes las de dos periodistas: Esteban Fernández y Rafael Fonteseca. Han sido dos personas que, en su momento, cuando uno comienza en esto de contar historias, me enseñaron muchas cosas. Algunas lo hicieron de forma directa, y otras, puede que sin darse cuenta. Hablo de lecciones de periodismo y lecciones de vida.

En Onda Jerez aprendí en unos meses mucho más que en años de carrera. Sí, es verdad que los periodistas somos esos profesionales que nunca tenemos que dar por cerrada nuestra formación. Pero este tiempo fue impagable. Me marcó para siempre.

A ambos los seguí más allá de la redacción de Onda Jerez. Compartí años de trabajo en la Asociación de la Prensa de Jerez, en unos tiempos muy particulares. Ahí seguí aprendiendo. Inolvidables -tanto a nivel profesional como personal- son algunas conversaciones de esos días.

Esteban ha sido la imagen de Onda Jerez durante años. No hay persona en Jerez y alrededores que no lo conozca. Es un comunicador como pocos. Rafa ha estado casi siempre detrás, con apariciones puntuales, y con su nombre rotulado entrando y saliendo del staff de informativos por criterios poco objetivos. Ha sido víctima de innumerables injusticias.

Ahora se marchan. Sus motivos tienen. Se van, pero seguirán ahí. Eso espero, porque han de saber que han dejado tras de sí a un montón de periodistas húerfanos de padres profesionales. Buena suerte, amigos.

¿Te interesa este blog? Sígueme por correo electrónico